23 dic. 2014

PRAGA. VISITA DE 6 DÍAS. CAPÍTULO II

 

Ir a Página Principal / Capítulo I / Capítulo III

Miércoles 17/12/2014

Fantástico desayuno buffet en el que no faltaba de nada.

Salida del hotel sobre las 09:15

Directos al Barrio de Stare Mesto (Ciudad Vieja).

Esta vez tomamos otro camino, había muchas formas de llegar entre el laberinto de callejuelas, todas te llevaban a la Plaza de la Ciudad Vieja.

En el  camino de esta mañana pasamos por la calle Havelská, el mercado de los carboneros, que hoy no queda ni rastro de aquellos que le dan el nombre, lo que se venden son frutas y recuerdos destinados al turismo. Tengo que decir que la primera vez que pasamos fue esta y rondaban las 09:20 de la mañana y estaban montando los puestos, nuevamente quedo sorprendida por el sigilo con que lo hacían, eso en España o Italia, por ejemplo, sería impensable, estarían dando voces los vendedores y moviendo las tablas y cajones ruidosamente.

Mercado de los Carboneros en C/. Havelská

20141217_092758

Llegamos al antiguo Ayuntamiento y entramos en la oficina de Turismo donde me dieron plano y alguna información solicitada.

Volvimos a fotografiar, esta vez de día, la fachada del Ayuntamiento así como la torre, el reloj, la Iglesia de Tyn  y la Casa dům U minuty, que no pasa desapercibida, destaca por sus serigrafiados claros sobre fondo oscuro, también famosa porque allí vivió durante un tiempo la familia de Frank Kafka. Esta casa separa las plazas Mayor y pequeña de la ciudad Vieja.

Torre del Reloj y reloj astrológico

DSC_004320141217_093711

Fachada del antiguo Ayuntamiento de la Ciudad Vieja

DSC_004720141217_093856

Mapa de la Plaza de la Ciudad Vieja con la definición de cada uno de sus edificios

image

La Iglesia de Tyn

DSC_0049DSC_0046

Casa dům U minuty

20141217_094602   DSC_0075

DSC_004820141217_094611

En la misma torre, abajo hay una puertecita pequeña donde está la taquilla y se sacan los tickets para subir a la Torre, aunque la entrada la tiene por la oficina de turismo, dentro del antiguo Ayuntamiento.

Creo que fuera de horas de apertura de esta se puede subir por la misma torre. La entrada cuesta 110 coronas (unos 4€) hay  dos ascensores, el tramo del último ascensor se puede hacer andando hay rampas en vez de escaleras.

20141217_09513220141217_09514620141217_095403

Preciosas las vistas desde allí.

20141217_09551020141217_095613DSC_0056

DSC_0060DSC_0064DSC_0069

20141217_100327 DSC_0054 DSC_0068

DSC_0058DSC_0053DSC_0055

20141217_100149DSC_0057DSC_0073

DSC_0052DSC_0062DSC_0074

DSC_006320141217_095949DSC_0066

Se tome de donde se tome la imagen, preciosa estampa la de Tym, dominando la plaza, con sus torres de 80 m. curiosamente asimétricas.

 La Iglesia de Tyn, construida en siglo X, no está mal por dentro pero es mucho más espectacular por fuera. No dejaban hacer fotos en su interior. Allí se encuentra la tumba de un famoso astrónomo danés que elaboró las tablas de posición de las estrellas conocidas como “Tablas Rudolfinas”.

Las fotos de abajo son los soportales de la plaza por donde se accede a la Iglesia de Tyn, la fachada principal y  la puerta de entrada (en un patio interior) entrada un poco atípica, pues uno espera encontrar una entrada grandiosa desde la plaza, apropiada a la parte alta de su fachada. Esto se debe a que fue originalmente levantada en un patio (de ahí su nombre “tyn”, que viene del checo "otýn"ný", que significa "acorralado").

 Iglesia de Tyn, soportales, puerta de entrada y fachada principal

DSC_0078DSC_0080DSC_0079

Foto de una de las casas de masaje tailandés en la plaza de las muchas que hay repartidas por toda Praga, así como dos diferentes vistas más de la torre del reloj.

20141217_101501DSC_0082DSC_0077

Conjunto escultórico en el centro de las plaza delicado al religioso y predicador Han Hus (1370-1415), al fondo la iglesia de San Nicolás.

20141217_103201DSC_0081

Cruzamos a la esquina opuesta y entramos en la iglesia de San Nicolás

Espléndida iglesia barroca fue construida entre 1732 y 1737. En su interior destacan los frescos que recubren la cúpula, que relatan la vida de San Nicolás. Del centro de la cúpula pende una impresionante lámpara de cristal de Bohemia y sobre las blanquísimas paredes resaltan los estucos. Actualmente no sólo es utilizada para los oficios religiosos de la Iglesia Husita, a la cual pertenece, sino también como prestigiosa sala de conciertos, esencialmente de música clásica.

Su exterior estaba en obras, así es como la podéis encontrar sin gente y cuando acaben la remodelación

image

Iglesia de San Nicolás, interior

20141217_10373320141217_10390020141217_103830

DSC_0083DSC_0086

DSC_008720141217_103925DSC_0084

De allí, tras atravesar la lujosa Avda. de París así como algunas de sus perpendiculares, donde se encuentran unas construcciones maravillosas, se llega al Barrio Judío.

Edificios entre la ciudad Vieja y el Barrio Judío o Josejov.

20141217_104955  DSC_0090

DSC_0088DSC_0089

El Josefov o Barrio Judío ocupa una pequeña extensión de 9 Has. que se extiende al norte de la Ciudad Vieja hasta alcanzar el río Moldava, llegó a ser la comunidad judía más importante de Europa Central, conserva recuerdos del paso de la comunidad judía en Praga, entre los más destacados, la sinagoga más antigua de Europa aún en funcionamiento y el cementerio donde descansan judíos notables.

Entre los horrores de la Segunda Guerra Mundial, los nazis hubiesen podido arrasar con lo quedaba del antiguo gueto. Sin embargo, lo conservaron para hacer del Josefov "un museo exótico de una raza extinguida", trayendo objetos producto del pillaje de sinagogas de toda Europa Central para ser expuestos allí. Durante esta época casi 80 mil judíos de Bohemia y Moravia perdieron la vida en campos de concentración.

Llegamos al Barrio judío y al entrar, a la izquierda, frente a la Sinagoga Vieja-Nueva, se encuentra el antiguo Ayuntamiento del barrio judío, allí está la oficina donde sacamos los tickets en conjunto para visitarlo todo, el viejo cementerio judío así como el edifico del Hall de Ceremonias y cuatro sinagogas, de las cuales solo pudimos visitar tres por encontrarse la Sinagoga Maisel cerrada por restauración.

La entrada nos costó 480 coronas (unos 17,80€) y tiene una validez de 7 días

En todos los lugares cerrados está prohibido hacer fotos, pero cuando no había excesiva vigilancia, sí hacíamos alguna robadilla, pues me parecía absurda tanta restricción de fotos.

Comenzamos por la Sinagoga Vieja Nueva (Staronová Synagoga) que es la construcción más antigua del barrio judío y a la vez una de las más antiguas sinagogas europeas, del siglo XIII, con apariencia de una ermita  y estilo gótico.

Sinagoga Vieja-Nueva

20141217_111010  20141217_110717

DSC_0093  20141217_110630

DSC_0091DSC_009220141217_110520

Al salir, seguimos por la calle U starého hřbitova, hacia adelante, llena de pequeños puestecillos donde me paré a hacer algunas compras y al fondo de la calle se llega al edifico del Hall de ceremonias, pegado al cementerio aunque este no tiene la entrada por allí  sino la salida, se accede por la parte de atrás junto a la Sinagoga Pinkas.

DSC_0095

La Sala Ceremonial de la Sociedad Funeraria de Praga, exteriormente es el edificio más bonito para mi gusto. En su interior se pueden ver varias exposiciones basadas en las costumbres y tradiciones judías, como la enfermedad y la medicina que se emplearon en el gueto, los cementerios de República Checa y sobre todo temas sobre la muerte de los judíos.

Edificio del Hall de Ceremonias, fachada, solería y subida

20141217_11143920141217_111705

DSC_0096   DSC_0097

Al salir del hall de  ceremonias, teníamos justamente al lado la Sinagoga Klausen, tampoco tengo fotos. Construida en 1694, alberga en su interior una gran colección de textos hebreos y, al igual que la sinagoga Pinkas, dibujos de Terezín hechos por los niños que allí estuvieron.

Nos fuimos para la parte de atrás a ver la sinagoga Pinkas y el cementerio

Sinagoga Pinkas

La Sinagoga Pinkas, se encuentra en la C/Siroká, y de esta no tenemos fotos pues había más vigilancia, pero es muy impactante porque en ella se encuentran grabados en sus muros los nombres de 77.297 judíos de Bohemia y Moravia asesinados por los nazis y además también encontramos una amplia colección de dibujos hechos por niños que estuvieron en el campo de concentración de Terezín.

     

Justo al lado, se encuentra el Viejo Cementerio Judío, visita muy interesante y recomendable.

El cementerio judío se creó en 1439 (así data la primera lápida de Avigdor Karo) y, aunque fue creciendo a lo largo de los años, no se extendió todo lo debido y actualmente se puede apreciar todo su carácter intacto.

Debido a la falta de espacio los cuerpos se enterraban unos encima de otros (llegando a más de 10 apilados). A día de hoy se pueden ver más de 12.000 lápidas y se estima que puede haber enterradas unas 100.000 personas.

20141217_12052720141217_12064420141217_12082220141217_12090920141217_12101920141217_121117

20141217_121027DSC_0103

Vistas del Edificio de la Sala Ceremonial desde el Cementerio Judío

20141217_121226DSC_0107

DSC_0104DSC_0105DSC_0108

Dispuestos a ver la última de las sinagogas, la Española (recuerden que quedaba una más, la Maisel, pero estaba cerrada), nos alejamos un poco, la entrada la tiene por la calle Vezenská y justo al lado se encuentra el monumento a Franz Kafka, uno de los judíos más ilustres de Praga y donde mejor pueden ponerle su estatua (pinchar en el link para más información interesante sobre el monumento).

Monumento a Franz Kafka

20141217_122641DSC_0112DSC_0113

La Sinagoga española fue construida en 1868 adquiere el nombre de "La Española" debido a su decoración morisca. En su interior podemos ver una exposición sobre la vida de los judíos en las últimas décadas.

Es preciosa, para mi gusto la mas bonita de todas, aunque tampoco dejaban hacer fotos, como no hay una vigilancia extrema, alguna rabadilla os podéis traer, como la que os pongo aquí.

20141217_122848DSC_0111

20141217_12322820141217_123335

Nos tomamos un café en el bar de enfrente, dos marochinos a 90 ch cada uno, era café con chocolate, pero era casi del tamaño de un dedal.


De allí nos dirigíamos al  Clementinum, pero nos íbamos recreando con todo lo que encontrábamos por el camino, tardamos mucho.
Primero nos paramos a fotografiar el bonito edificio del teatro Rudolfinum, la estatua de Dvorak, y luego desde el puente Manesuv, fotografiamos las vistas de la zona del castillo y el puente de Carlos.

El Rudolfinum

El Rudolfinum es un edificio neorrenacentista situado en la plaza Jan Palach. En su interior hay una gran sala de conciertos (denominada Sala Dvořák en honor al compositor checo y utilizada por la Orquesta Filarmónica Checa como sede de su temporada musical) y una sala de exposiciones (la Galería Rudolfinum).

20141217_13223220141217_132504

DSC_0118DSC_0119

20141217_13255220141217_132619

Vistas dede el Puente Manesuv

Puente Manesuv, Catedral de San Vito y Restaurante Flotante en el Moldava

20141217_13280520141217_132938

Puente de Carlos y Monte Petrín

20141217_133015

Puente de Carlos

DSC_012020141217_133454

Paseo paralelo al río desde el Puente de Manesuv al de Carlos

DSC_0121DSC_0122

De nuevo en la pequeña plaza de Krizovnicke namesti

DSC_012320141217_13395620141217_133915

Pequeña y bonita placita triangular formada en la confluencia de la calle Karlova con la Seminářsá. Aquí a la izquierda está una de las entradas al Klementinum

20141217_134449

Por fin llegamos al Klementinum que aunque está un poco escondido, dimos con él. Pero nos dicen que las visitas son únicamente guiadas y en inglés y que había una boda en ese momento que el siguiente pase no era hasta las 14:30.

Como eran las 13:45 aproximadamente, pensamos que nos daba tiempo a comer algo rápidamente en un sitio cercano.

Nos sentamos en una de las terrazas de la C/. Karlova, concretamente en la del Hotel U Zlateho, nos tomamos tres cervezas y unos sándwiches de berenjenas, queso y tomate, como los que veis en la foto, que ellos los llaman paninis, 545 coronas (unos 21€ aprox.). Era uno de los sitios más turísticos viendo toda la gente que entraba  o salía del Puente de Carlos, estábamos tan a gusto que se nos pasó la hora del Klementinum. Volvimos el último día.

20141217_141233

Cruzamos nuevamente el Puente de Carlos para adentrarnos en el Barrio de Mala Strana

20141217_145247DSC_0125

Esta es una de mis fotos preferidas por el contraste de color, esta vista se obtiene al inicio del Puente de Carlos  mirando a la izquierda, es como una pequeña peninsulita.

20141217_145329

El Puente de Carlos, con “La Banda del Puente” que curiosamente así se llama y algunas de sus muchas estatuas, ahora de día.

20141217_14535420141217_145656DSC_0133

DSC_0126DSC_0127DSC_0128

DSC_012920141217_145449DSC_0124

De nuevo el ritual de San Nepomuceno


20141217_145927DSC_0131

De nuevo la estatua del legendario Bruncvík con la dorada espada mágica y uno de los muchos …. bueno, no se para que sirve sólo se que siempre estaban llenos de golondrinas posando y mirando al Moldava.

DSC_0136DSC_0135

Al final del Puente de Carlos, en el puente que une las dos torres finales, donde empieza el barrio de Mala Strana, salieron por el balcón uno señores con trajes medievales, tocando piezas de música clásica y navideña, fue muy bonito.

Malá Strana (la Ciudad Pequeña) es uno de los distritos más antiguos e históricos de Praga. Fue fundada en 1257 a los pies de Hradčany, el Barrio del Castillo, separada de Staré Město (la ciudad vieja) por el Puente de Carlos.

El mayor atractivo de Malá Strana es su magnífico estado de conservación, la guerra pasó sin dejar huella y los palacios y casas antiguas permanecen inalterados desde hace siglos.

Torres al final del Puente de Carlos que dan comienzo al Barrio de la Ciudad Pequeña (Mala Strana)

20141217_150539DSC_0137

20141217_151037DSC_0139

DSC_0138DSC_014120141217_151321

Bonitos edificios en C/. Mostecká (Mala Strana)

 20141217_151312DSC_014420141217_151327

Seguimos la calle del puente de Carlos adelante pero nos metimos por la primera a la derecha C/. Lazenská, que nos llamó la atención la torre de una iglesia

Iglesia en C/. Lazenská (Mala Strana) y Estatua barroca de San Juan Bautista en Plaza de Malta (Sv. Jan Krtitel en Maltézské námestí)

20141217_151430  20141217_151831

DSC_0145  20141217_151842

De ahí salimos a la C/. Karmelitská hasta llegar a la Plaza Malostranské namestí, bonita plaza en el barrio de la ciudad pequeña desde donde se divisan las torres de la Catedral de San Vito y donde se encuentra la grandiosa Iglesia de San Nicolás y la Columna de la Peste.

Plaza Malostranské namestí

20141217_152423DSC_0146

La Iglesia de San Nicolás de Malá Strana (no debe confundirse con la de Staré Město) está considerada la construcción barroca más bonita de Praga. Si la Catedral de San Vito es la obra maestra del gótico, la Iglesia de San Nicolás lo es del barroco.

La construcción de la iglesia comenzó en 1673 por orden de los jesuitas, aunque las obras finalizaron en 1752.

La entrada cuesta 70 coronas (unos 2,5 € aprox).

Su interior está repleto de arte, desde las pinturas en sus techos y bóvedas hasta las esculturas que adornan las paredes. Yo precisamente no soy muy amante del barroco, me parece excesivamente recargada pero reconozco su valía.

En la plaza de acceso a la iglesia se encuentra la Columna de la Peste con la estatua de la Santísima Trinidad. Fue construida en 1715. Esta ya me es muy conocida, las hay en muchas ciudades europeas, aquellas donde asoló esta epidemia, como conmemoración o acción de gracias

Columna de la Peste e Iglesia de San Nicolás de Mala Strana

20141217_152529  20141217_152458

20141217_15294220141217_15300120141217_153015DSC_0148DSC_014920141217_153620

DSC_015120141217_153103

20141217_15313120141217_153235DSC_014720141217_153532

De allí, después de tomarnos un café en un bar cercano, nos volvimos hacia la c/  Karmelitská, donde se encuentra la Iglesia de Ntra. Sra. de la Victoria, que es un edificio que guarda la escultura del Niño Jesús de Praga, venerada figura llegada de España durante la Contrareforma.

En la iglesia también se encuentra el Museo del Niño Jesús de Praga, en donde se exponen todas sus alhajas y sobre todo, sus mantos con trajes de diferentes colores litúrgicos, que cada cierto tiempo le son cambiados a la imagen, aunque nosotros debido a la época que la visitamos, próximo a Navidad, lo vimos desnudito y nos fue imposible acceder al resto de la iglesia por encontrarse en ese momento una función de niños cantando villancicos.

Iglesia de Ntra. Sra. de la Victoria e imagen del Niño Jesús de Praga

DSC_0156DSC_016020141217_161027

20141217_16092720141217_160814

Después nos dirigimos de nuevo por la bonita y animada calle Mostecká hacia la Isla de Kampa.

En la Na Kampe o isla Kampa, hay un parque muy frecuentado sobre todo por los enamorados y por personas que buscan un lugar verde donde descansar tumbado sobre la hierba. Esta isla está bañada por el río Moldava por un lado y por el otro por el riachuelo artificial Certovka cuya traducción es "río del Diablo", y creado en el siglo XII para albergar diferentes molinos. Su nombre, según la tradición, proviene de una malhumorada mujer que vivía cerca, en la Casa de los Siete Diablos, y que tenía muy mala lengua y muy mal genio. Este parque nosotros no fuimos a verlo porque ya se nos hizo de noche.

Ya estaba anocheciendo (aunque el día haya cundido mucho, eran sólo las 16:00 horas) y comenzaba la famosa “hora azul”, en la que a los que nos gusta la fotografía, es una de nuestras horas preferidas, sacamos las siguientes fotos de la plaza que nos encontramos nada más entrar en la isla de Kampa, con su árbol de Navidad.

Plaza en Isla de Kampa

20141217_16262320141217_163001

Ya se hizo totalmente de noche, es una de las “pocas” desventajas de viajar en esta época del año, las escasas horas de luz que hay para verlo todo, esta zona me hubiera gustado verla de día, pero ya no nos dio tiempo de volver, hay que estirar demasiado las horas de luz para verlo todo.

Ya que no podíamos ver gran cosa por la oscuridad, fuimos buscando principalmente dos atracciones turísticas de “obligada” visita, el molino del Gran Prior y el Muro de Lennon.

La Isla de Kampa fue conocida por los molinos que se encontraban aquí. De ellos sólo quedan tres de los que sólo dos aún tienen sus respectivas ruedas, destacando el Molino del Gran Prior que posee un disco de ocho metros de diámetro.

Uno de los antiguos molinos en el riachuelo Certovka, a través de la verja junto al restaurante Velkoprevorsky mlyn.

 20141217_16282820141217_163238

 

DSC_016220141217_163219

Un poquito más adelante del molino, en la misma calle se encuentra el Muro de Lennon.

Muro de John Lennon: es un trozo pared situado en la plaza Velkopřevorské náměstí, es propiedad de los caballeros de la Orden la Cruz de Malta que permiten que se siga utilizando.

En esa pared empezaron a pintar los disidentes del comunismo sus slogans y consignas en la década de 1960. Pero desde que en 1980 fue asesinado el cantante Jonh Lennon recibe el nombre del artista, y es continuamente decorada con nuevos graffities, realizados por artistas llegados de todo el mundo, que inspirados en la figura de John Lennon escriben frases de canciones de los Beatles y mensajes de paz y libertad para todos los pueblos oprimidos.

El líder de los Beatles, Jonh Lennon era venerado como un héroe por los pacifistas de centro y este de Europa en una época en el que las autoridades comunistas de estos países prohibían incluso la reproducción de las canciones del mismo por su mensaje considerado como subversivo. La policía comunista procedió al borrado de las mismas pero cada vez que lo intentaban, las pintadas volvían a repetirse apareciendo además dibujos de flores, mensajes pacifistas y otras expresiones de la juventud de la época. Hoy el muro se entiende no sólo como un memorial a la figura de Lennon, sino como también un monumento a la libertad de expresión y a la rebelión no violenta que la juventud checa interpuso ante un régimen autoritario.

Esto es lo que había en Internet, pero el 16/11/2014 salió publicada la noticia de que lo habían pintado de blanco, aquí está por si queréis ampliar información, pero al mes de esto es cuando yo he ido y me lo he encontrado así, lo han vuelto a pintar, bueno no es lo mismo que antes, pero algo es algo.

20141217_16340320141217_16342720141217_163448DSC_0165

DSC_0166DSC_0168

De allí volvimos al Puente de Carlos y caminamos por toda la orilla del río (C/. Sematovo Nabrezí), vimos unas preciosas vistas iluminadas del Puente de Carlos, unos pilares de maderas, más grandes que los de por la mañana, donde las gaviotas en filas reposan bien ordenadas, parecen descansar de sus vuelos, también pasamos por la bonita fuente de Krannerova Kasna hasta llegar a la esquina con la C/. Narodni Trida, calle de nuestro hotel y también donde se encuentra el Teatro Nacional (Národni Divadlo), ese grandioso edificio que iluminado aún lo es más.

Gaviotas posando en soportes de madera en el río Moldava

20141217_17032920141217_170358

Vistas del Puente de Carlos iluminado, al fondo el Castillo y la Catedral de San Vito.

20141217_170523

Fuente de Krannerova Kasna y Teatro Nacional

20141217_17102020141217_171515

Pasamos por la puerta de nuestro hotel, pero continuamos hacia adelante que nos llevaba al Barrio Nuevo o  Nove Mesto, a su principal boulevard, el de Wenceslao. Había oído decir que no aconsejan pasar por allí a partir de las 6 de la tarde porque es zona de prostitutas y maleantes, que aunque no suele pasar nada, no es agradable verlo y que se vaya con precaución.

Como aún no era muy tarde y estamos previo a Navidad, nos arriesgamos y nos sorprendió gratamente, porque vimos una fantástica plaza alargada, bueno un bulevar muy iluminado con edificios preciosos como el Hotel Europa por ejemplo y otros más y todo lleno de mercadillos navideños, suvenires y puestos callejeros de comidas.

Al principio a la izquierda entramos en un centro comercial  el Palac Koruna más que nada por ver su cúpula que es muy bonita y a ver si ahí se encontraba la obra de arte de Wenceslao en su caballo pero al revés, pero en ese centro comercial no estaba.

20141217_174450

Continuamos hasta el final para ver la famosa estatua de Wenceslao en su caballo. Ahí ya nos llevaba un arto lloviznando y era un poco difícil tomar las fotos y por supuesto el Palacio Nacional iluminado, ya que de día no pensábamos ir a verlo ya que no podíamos entrar para visitarlo por encontrarse en restauración. Precioso edificio que corona el bulevar y me recuerda la película “Misión imposible”, que fue grabada allí.

20141217_175648

 

20141217_175858

 

 

20141217_175715

Así que para descansar un poco y resguardarnos de la lluvia, nos sentamos en la terraza del “Restaurante Como” a tomarnos una cerveza (2 cervezas 158 coronas, algo menos de 6€), donde el simpático camarero hablaba español y nos estuvo informando del sitio donde se ubica la estatua del caballo al revés y su significado.

Nos fuimos para el Pasaje Lucerna, una de las diversas galerías comerciales que  abundan en esta zona comercial de Praga, comunicando varias calles paralelas.

En el Pasaje Lucerna encontrarás un teatro, cafeterías y tiendas, todo ello en el marco de una decoración estilo art decó. Pero lo que, sin duda, más llama la atención es la estatua ecuestre de San Wenceslao…montado sobre el caballo al revés.

Esta estatua ecuestre es obra del escultor checo David Cerny, que se ha caracterizado en los últimos años por controvertidas obras y por algunos actos considerados como desobediencia civil, parece que lo que su autor quería transmitir era que las cosas no son como parecen.

20141217_19013320141217_190121

20141217_190243

Nuestro siguiente y último destino del día era a la Plaza de la República, donde se encuentra la Casa Municipal, aparte de verla por fuera e iluminada junto con la Torre de la Pólvora que está a su lado izquierdo, era cenar. Había leído en los foros que había un menú turístico bastante apañado y barato.

Antes, de camino pasamos por otra de sus muchas torres similares,me había confundido y pensaba que era la de la Pólvora, pero no, se trataba de la Torre de Henry (Jindřišská vez) es el original campanario de la iglesia de San Enrique y Santa Kunhuty , ubicada en el espacio entre calle Jindřišská y la esquina de la plaza Senovážné

Torre Jindřišská

20141217_19193020141217_192057

Casa Municipal (Obecni Dum)

20141217_203527

20141217_20354020141217_203601

Entramos en el elegante e iluminado restaurante de la Casa Municipal, Kavarna Obecni dum, aunque es enorme, ya se había pasado la hora de la mayoría de los comensales y estaban ocupadas sólo un par de mesas o tres, por eso supongo que ya estarían a punto de cerrar y el personal no era excesivamente amable por decirlo de alguna forma. Allí tomamos el menú turístico sugerido en los foros, elegimos una sopa (prácticamente casi un consomé) y un plato de ternera en salsa, que como es costumbre, muy poca ternera y mucha salsa con las típicas rodajitas de harinas que sustituyen al pan, pero estaba muy bueno y como era para cenar tampoco nos quedamos con hambre y también llevaba un postre, quiero recordar una macedonia y un para de cervezas, en total fueron 720 coronas (unos 26€ aproximadamente).

Aunque eran sólo las 20:30 aproximadamente, nos fuimos ya para el hotel que el día al final había cundido mucho y estábamos cansados.

Restaurante “Kavarna Obecni Dum”

20141217_200026

Ir a Página Principal / Capítulo I / Cápítulo III

3 comentarios:

Molón Suave dijo...

Por casualidad me encuentro con tu blog. Una preciosidad de entrada, llena de detalles interensantísimos y con unas fotos preciosas. A partir de ahora, ya tiene un seguidor más.

toni dijo...

Hola, Carmen. He descubierto esta mañana tu blog. FELICIDADES!!!!. Me parece muy interesante, detallado y practico. Animarte a finalizar los capítulos de tus viajes, porque nos dejas con la miel en los labios al no poder disfrutar los viajes de principio a fin.

CARMEN RODRÍGUEZ dijo...

Gracias Toni. Si viajara menos y los días tuvieran 52 horas, posiblemente podría terminar todos los capítulos de cada viaje, no obstante está en mi mente hacerlo cuando tenga tiempo. Saludos